Hoy en Tierno Centella queremos explicarte qué es la base reguladora y cómo puedes calcularla en función de tu situación. 

Si has sufrido un accidente que te ha causado una Incapacidad Parcial o Total para el desempeño de tu actividad profesional y has cotizado el mínimo requerido a la Seguridad Social, has te saber que tienes derecho a recibir una pensión a modo de salario mensual. Sin embargo, no todo el mundo recibe la misma cantidad, ya que depende del volumen de contribución que el trabajador ha hecho anteriormente.

La base reguladora es el baremo utilizado para llevar a cabo el cálculo de la cantidad de la prestación a la que tiene derecho el trabajador por parte de la Seguridad Social. Esta cantidad se verá afectada por el tiempo que el trabajador ha contribuido al sistema previamente. 

Este cálculo parte de la base de cotización del beneficiario antes del accidente. La base de cotización es el salario bruto del trabajador, sobre el que se extraen las cuotas que aportará a la Seguridad Social para poder tener derecho a sus servicios.

Cuanto mayor sea la base de cotización, mayor será la base reguladora y, como consecuencia, la pensión que el beneficiario recibe. Por otro lado, es importante saber que esta prestación se calcula de forma distinta en caso de una pensión de jubilación.

Calcular la base reguladora en cada situación laboral

La base reguladora se calcula al dividir nuestra base de cotización durante el mes previo a la prestación entre el número de días a los que se refiere la cotización. Sin embargo, hay factores a tener en cuenta en función del estatus del beneficiario en ese momento:

  • Trabajadores a tiempo parcial: Se divide la suma de las bases de cotización entre los días naturales comprendidos en ese tiempo. 
  • Pluriempleados: Se tienen en cuenta las bases de cotización de todos los empleos, respetando el tope máximo vigente. 
  • Trabajadores con contratos de formación y aprendizaje: Para este tipo de trabajador la base reguladora partirá de la base mínima de cotización. 
  • Profesionales investigadores en formación: En este caso la base reguladora será la mínima del grupo 1 de Régimen General de la Seguridad Social. 
  • Sector de artistas y profesionales taurinos: Se divide entre la cotización anual total previa al accidente. 
  • Sistema para empleados del hogar: se divide la base de cotización del mes previo entre 30.

Base reguladora por Incapacidad Temporal

En esta situación hay que considerar que la Seguridad Social establece el porcentaje que se cobra tras el cálculo en función de las causas de la incapacidad: 

Enfermedad común o accidente no laboral: 

  • 60% de base reguladora desde el día 4 al 20 del mes. 
  • 75% a partir del comienzo del día 21 de la incapacidad. 

Accidente laboral o enfermedad profesional:

  • 75% desde el primer día que se concede el cobro de dicha pensión.

Base reguladora por Incapacidad Permanente

En esta situación, si el trabajador se ha beneficiado previamente de una pensión por incapacidad temporal, esta será la prestación que seguirá recibiendo. Si este caso no se ha dado, el cálculo se haría por la base reguladora que correspondería por Incapacidad Temporal si se hubiese tenido derecho a solicitarla. 

Si hablamos de Incapacidad Permanente Total, el beneficiario percibirá una pensión del 55% de la base reguladora, y su cálculo dependerá de las causas de la dolencia. 

En el caso de querer conocer la base reguladora a la que se opta en caso de jubilación, se tienen en cuenta la base de cotización en los años anteriores a la jubilación. 

Ser consciente de qué es la base reguladora y saber la cantidad que te corresponde es de gran utilidad a la hora de organizarte en caso de sufrir un accidente o enfermedad, y no llevarte ninguna sorpresa.

Si te ha quedado alguna duda, no lo dudes y… ¡Contáctanos!