En Tierno Centella somos conscientes de que un accidente laboral es un riesgo desgraciadamente muy común que puede darse en una gran variedad de entornos profesionales. En este post te explicaremos lo que se considera accidente laboral, tus derechos ante una situación así y el proceso a seguir para hacer uso de esos derechos

¿Qué es un accidente laboral y qué no lo es?

De acuerdo a la Ley de Seguridad Social, se considera accidente de trabajo cualquier lesión originada por en consecuencia a la actividad laboral que realice el trabajador por cuenta ajena. Estas actividades pueden darse dentro del lugar de trabajo y también fuera, ya sea de camino al trabajo o realizando actividades laborales fuera del entorno laboral.

 Un accidente es de trabajo cuando la lesión está relacionada de causalmente, directa o indirectamente, con las funciones del trabajador.  Hay ocasiones en las que ver la relación es muy clara (que se te caiga una estantería encima en la oficina), pero otras veces no es tan obvia. Se considerarían accidentes:

  • Accidentes in itere: Son los que suceden de camino al trabajo. Se dan sobre todo en trabadores que trabajan desplazándose de un sitio a otro a lo largo de la jornada (por ejemplo, vendedores). 
  • Accidentes en misión: Suceden fuera del lugar de trabajo, cuando el trabajador ha salido siguiendo las indicaciones de un superior. 
  • Accidentes por labores sindicales: Cuando un delegado sindical sufre un accidente realizando estas funciones o de camino a las mismas. 
  • Accidentes por acciones no propias del puesto: Siempre que se realicen bajo las indicaciones de un superior. 
  • Enfermedades no incluidas en el listado preestablecido: Si han surgido a causa de la actividad laboral. 
  • Agravamiento de enfermedades: Cuando el trabajador ya tenía una enfermedad, pero esta empeora a causa del trabajo. 
  • Accidentes en acto de salvamento: Actos de emergencia hechos tanto por orden de un supervisor como de forma espontáneas, siempre que estén en conexión con el trabajo. 

 ¿Qué puedo reclamar por un accidente laboral?

La cotización del empresario a la Seguridad en calidad de Accidente de Trabajo y Enfermedad Profesional cubre las prestaciones a las que los trabajadores tienen derecho. 

Las prestaciones de los trabajadores que han sufrido un accidente laboral son:

  • Asistencia sanitaria: Esto abarca tratamientos, intervenciones quirúrgicas y rehabilitación, necesarias para la recuperación del empleado. 
  • Prestación por incapacidad temporal: En el caso de que una baja médica sea necesaria, el trabajador podrá optar a esta prestación en base a la cotización por contingencias del mes anterior y la cotización de horas extras del año pasado. Si las condiciones de seguridad e higiene en el trabajo son deficientes, la prestación podrá incrementarse entre un 30% y un 50%. 
  • Indemnización por Incapacidad Permanente: Si la incapacidad se da a causa de la actividad laboral, el trabajador también tiene derecho a esa prestación. 
  • Indemnización por lesión no invalidante: En caso de lesión no invalidante a causa de un accidente en el trabajo tendrá derecho a una indemnización cuyo valor dependerá de lo que afecte dicha lesión. 
  • Indemnización por fallecimiento: En caso de muerte por accidente laboral, el cónyuge y los hijos del trabajador tendrán derecho a una indemnización.
  • Indemnización por responsabilidad civil del empresario: Si el accidente se produce a causa de negligencias en materia de seguridad por parte de la empresa, el empleado podrá recibir este tipo de indemnización. 
  • Indemnización establecida por convenio: Dependiendo de las funciones del trabajador, este podrá estar adherido a convenios que le protejan adicionalmente en caso de accidente de trabajo.

El proceso de reclamación

El caso de que hayas sufrido algo de los accidentes listados en el primer apartado de este artículo, tienes derecho a reclamar una indemnización por accidente laboral. 

Si se trata de lesiones graves, se informará de forma inmediata a través de la Mutua de Trabajo a la Inspección de Trabajo, que enviará a uno de sus miembros al lugar de trabajo en las próximas 24 horas. Si este inspector define las lesiones como graves y descubre que la empresa ha cometido negligencias de seguridad, iniciará un acta de infracción. Si esta situación no se da, es el empleado el que tendría que presentar la denuncia a la Inspección.

En este documento deberá detallar los hechos ocurridos, lugar, fecha, implicados y demás circunstancias relevantes al accidente. 

Se puede denunciar de dos formas: 

  • Vía presencial: En la sede provincial de Inspección de Trabajo y Seguridad Social. 
  • Vía telemática: En la sede electrónica del ministerio de empleo. 

A parte de esta acción, puedes tomar otras de forma legal (Juzgados Penales y Laborales), aunque esto se recomienda en casos más extremos, asesorándose con un abogado laboralista. 

En Tierno Centella somos expertos en derecho laboral y te ofrecemos asesoramiento y representación a lo largo del proceso de desees seguir. Si has sufrido un accidente laboral y necesitas asistencia legal, nosotros podemos ayudarte ¡Contacta con nosotros!