El acoso laboral o mobbing suele aparecer cuando una nueva persona se incorpora a una empresa o departamento. Aunque puede surgir también frente a posibles promociones, es conveniente que una organización sepa cómo prevenir el acoso laboral.

¿Por qué se produce el acoso laboral?

El mobbing o acoso laboral puede producirse en cualquier momento siempre que la persona acosadora se sienta amenazada. No obstante, es más común que aparezca cuando hay incorporaciones nuevas o cuando se aproxima una promoción y varias personas quieren optar al puesto.

La presencia de personas cualificadas y bien preparadas supone una amenaza para quienes poseen el perfil de acosador. De acuerdo con los rasgos de su personalidad, la persona acosadora, debido a su inseguridad, intentaría dañar la imagen de su víctima. De esta manera dejaría de suponer un riesgo para sus objetivos profesionales.

El acosador proyecta sus propias debilidades e ineptitud en la víctima. Asimismo, puede atribuirse las ideas o logros de esta para mejorar su imagen frente a los demás. Esto se debe a que, como personas narcisistas y manipuladoras, necesitan ganarse una buena reputación. De este modo, el acoso no resultará creíble.

En cualquier caso, es conveniente que una empresa sepa cómo prevenir el acoso laboral. Ya que, a menudo, este tiene lugar pero pasa desapercibido a los ojos de muchos. O, por miedo a las represalias, quienes son conocedores de la situación optan por guardar silencio.

A continuación, conoceremos algunas recomendaciones sobre cómo prevenir el acoso laboral. Estas medidas mejorarán la calidad de vida y el entorno laboral, evitando también la exclusión social.

De acuerdo con la Agencia Europea para la Seguridad y la Salud en el Trabajo, deben ser instauradas, a ser posible, antes de que se produzca el acoso laboral. Anticiparse a una situación es la mejor manera de prevenirla.

¿Cómo prevenir el acoso laboral?

Las medidas que una empresa puede tomar acerca de cómo prevenir el acoso laboral son diversas. Estas hacen referencia tanto a la cultura de la empresa como a sus métodos de trabajo. Toda la plantilla debe ser conocedora también de estos sistemas para que puedan implementarse correctamente.

Comunicación ascendente y descendente eficaz

La comunicación es una medida fundamental para prevenir el acoso laboral. Esta debe fluir en ambas direcciones, es decir, tanto el equipo directivo debe mantener informado a la plantilla, como esta debe comunicar al primero cualquier problema que pueda detectarse.

Además, para mantener la motivación de los/as empleados/as, debe hacerse una valoración sobre la situación personal y profesional de cada uno. Así, la comunicación constante dificultará que una persona pueda acosar a otra o dañar su reputación. En conclusión, se consigue prevenir el acoso laboral.

Dar autonomía al personal

Cada persona debe contar con cierta libertad a la hora de elegir su metodología de trabajo. Siempre y cuando se respete la misión y la visión de la empresa, un trabajador/a puede organizar sus tareas de la manera más eficaz de acuerdo con sus habilidades.

Este punto también está relacionado con la motivación y permite crear un mejor ambiente laboral. De igual modo, toda la plantilla debe conocer los objetivos generales de la empresa. Ser partícipes y trabajar para un fin común también evita que alguien pueda sentirse desplazado. Es, sin duda, otra medida para prevenir el acoso laboral.

Conocimiento de las normativas de la empresa

Otra forma de prevenir el acoso laboral consiste en asegurarse de que todas las personas que trabajan en una empresa conocen sus normas. También, deberán delimitarse bien los límites de las responsabilidades que tiene cada persona, con el fin de evitar el acoso laboral horizontal. Esto es, entre compañeros del mismo nivel.

Información sobre el acoso laboral

Una de las medidas más importantes para prevenir el acoso laboral es la información sobre qué es. Cuando el personal es conocedor de las estrategias de una persona acosadora o de cómo se debe actuar ante un indicio, se reduce la probabilidad de que se produzca.

Equipo directivo responsable

El conocimiento no sirve de nada cuando el equipo directivo no se implica ni muestra interés por los problemas de su personal. Además de la motivación y la preocupación por este, es conveniente que la directiva sepa cómo debe reaccionar ante una posible situación de mobbing.

En numerosas ocasiones, cuando un conflicto es comunicado, se opta por medidas como el distanciamiento físico en el lugar de trabajo, pero sin investigar el suceso o sin tomar ningún tipo de represalias o de medidas correctivas.

Son muchas las medidas que una organización puede tomar para prevenir el acoso laboral. Nuestro equipo de profesionales es experto en mobbing y le podrá asesorar sobre la prevención de riesgos laborales.

 Test de acoso laboral