Los abogados especializados en mobbing son una especie poco conocida en relación a la importancia que en realidad tienen. Tanto si eres trabajador como si tu papel es el de jefe a cargo de una empresa, te conviene conocer la labor que pueden desempeñar estos abogados.

El mobbing es uno de los peores problemas a los que se puede enfrentar un trabajador en su puesto. Pero un gerente de un negocio debe estar alerta también. Esto se debe a que el rendimiento de un trabajador que está sufriendo mobbing irá decreciendo, al mismo tiempo que la moral del mismo trabajador. Estas situaciones no se pueden permitir.

Pero, ¿qué es y cómo pueden ayudarme los abogados especializados en mobbing?

El mobbing es lo mismo que el tan conocido bulying; solo que este último se da en entornos académicos y escolares, y el mobbing en el trabajo. El término en español es acoso laboral. Se trata por tanto de todas las prácticas y conductas hostigadoras hacia un trabajador en el entorno laboral.

Es decir, llamamos mobbing a cualquier acción, de maltrato psicológico o físico que se da en el entorno laboral hacia un individuo por parte de otro, o de un grupo. Existen muchas formas de mobbing, según quién y cómo lo efectúe; así como formas de expresar esta práctica vejatoria.

Los resultados suelen ser fatales para el trabajador, que no solo ve peligrar su estado emocional, sino que hasta en muchas ocasiones puede ser el puesto de trabajo el que entra en juego.

La mayoría de veces en las que se produce mobbing, suele ser con el objetivo de que el trabajador renuncie a su puesto, o pida un traslado. Lo cierto es que es una situación difícil de soportar. La mejor salida para alguien que no conoce la opción de pedir ayuda a unos abogados especializados en mobbing, suele ser precisamente esa: renunciar al puesto de trabajo.

Es normal, por mucha vida laboral que un trabajador pueda acumular, que no conozca bien sus derechos. Por eso un abogado laboralista especializado en mobbing es la solución a este problema.

¿Te están haciendo mobbing? No esperes ni un día más para pedir ayuda

Es muy importante contactar con  abogados especializados en mobbing cuanto antes, no solo por la posible reclamación económica, sino por muchos motivos más. Se trata de un asesoramiento profesional que te ayudará a conseguir las pruebas necesarias para que dicha reclamación llegue a buen puerto.

¿Qué tipos de mobbing existen?

Acoso multidireccional

Este es quizás el peor de todos los tipos de mobbing que podemos encontrar en una empresa. Se da cuando un trabajador es acosado tanto de forma horizontal como vertical. Es decir, estas prácticas vejatorias se llevan a cabo tanto por empleados como por la dirección.

Mobbing vertical

Es el que se realiza por parte del jefe hacia sus empleados.  Se conoce también como bossing, del inglés boss = jefe. En este caso el maltratador, sin necesidad de ser el gerente de la empresa, si tiene un puesto con mayor jerarquía que el maltratado.

Puede darse por parte de uno o más jefes hacia un trabajador. Del mismo modo, pueden darse casos en los que un solo jefe hostiga a varios trabajadores.

Acoso horizontal

En este caso el maltratador se encuentra en un nivel jerárquico en la empresa similar al acosado. Cuando el mobbing se da entre compañeros de trabajo, antes incluso de hablarlo con el jefe, conviene escuchar los consejos de  abogados especializados en mobbing.

Mobbing ascendente

También se conoce como mobbing vertical ascendente. Aunque parezca mentira, puede darse acoso por parte de los trabajadores al empleador. Lo cierto es que es mucho menos común que el mobbin vertical y el horizontal.

En cualquier caso, se debe a que los trabajadores o el trabajador, no aceptan los métodos del jefe. Bien por demasiado autoritario, o por lo contrario, sus subordinados pueden faltarle al respeto o amenazarle con denuncias.

¿Porqué se produce el acoso en una empresa? Tipos de mobbing para los abogados especialistas

Mobbing estratégico: es un mobbing descendente y el objetivo principal es que el empleado renuncie a su puesto de trabajo. Esto se debe a que de esta forma, el empresario no tendrá que pagar despido al trabajador, que deja voluntariamente su puesto.

Mobbing de gestión o de directiva: del mismo modo que el anterior, es un acoso descendente. En este caso para aprovecharse del esfuerzo del trabajador mas allá de los límites legales. O incluso para causar problemas a un trabajador que no se ajusta a las expectativas del jefe. Esto último puede deberse a muchos motivos;  por ejemplo, poseer demasiadas capacidades que dejen en evidencia a los superiores.

Mobbing perverso: en este caso el objetivo no es otro, que satisfacer una personalidad tóxica. Es un acoso muy peligroso debido a la forma de ser en esencia del acosador. Este tipo de acoso suele ser horizontal e incluso ascendente.

Los abogados especializados en mobbing de Tierno Centella podrán ofrecerte el asesoramiento que necesitas. Puedes ponerte en contacto con nosotros utilizando cualquiera de las vías que aparecen en este enlace. Deja tus preocupaciones en nuestras manos; podemos ayudarte.

Test de acoso laboral